Parapentes EN C probados con líneas de plegado adicionales

Parapentes EN C probados con líneas de plegado adicionales

En febrero de 2022, el Grupo de Trabajo 6 (WG6) del Comité Europeo de Normalización (CEN) publicó una modificación de la «Norma de características de seguridad de vuelo de los parapentes» (EN 926- 2) que supuso un cambio potencialmente significativo en la forma de probar determinados parapentes.

Las velas de las clases EN-A, B y D probadas según la norma modificada no se ven afectadas en gran medida, aunque merece la pena señalar que el método que los pilotos de pruebas EN utilizan para inducir plegadas se ha aclarado y definido con mayor precisión.

El cambio significativo se produce en la clase C. Ahora los fabricantes pueden presentar un ala para las pruebas de la clase EN-C con «líneas de plegado» instaladas para permitir las pruebas de plegadas asimétricas y simétricas. Antes de esta modificación, cualquier ala que necesitara líneas de plegado para estas pruebas se clasificaba automáticamente como EN-D.

¿Qué es la norma EN 926-2?

La norma EN 926-2 permite a los pilotos obtener una impresión objetiva de la seguridad pasiva de un parapente. Se define como pasiva porque se trata de evaluar cómo puede responder la vela sin la intervención del piloto. La norma consta de 24 pruebas que deben ser realizadas por un centro de pruebas independiente. Además de probar las características de despegue, aterrizaje y vuelo estándar, hay pruebas para establecer la respuesta del ala a varias desviaciones del vuelo normal, por ejemplo, las pérdidas y las plegadas.

Como es imposible generar turbulencias de forma repetible, y lo que interesa es establecer un comportamiento repetible, las pruebas de vuelo se realizan en condiciones meteo benignas. Para simular el efecto de la turbulencia, los pilotos de prueba deben manipular el ala hasta provocar una plegada de una forma determinada, y luego observar cómo se recupera el parapente. Las respuestas del vuelo se miden en función de los criterios establecidos en las pruebas. En la mayoría de las pruebas, el parapente obtiene una letra de la A a la D, siendo la D la más exigente en términos de habilidades de pilotaje para volver al vuelo normal.

La clase final del parapente es la de la letra «más alta» que consigue en cualquiera de las pruebas. Si un parapente obtiene una «C» en una prueba y una «A» en todas las demás, sigue siendo un parapente de clase EN-C.

¿Por qué las líneas de plegado?

La necesidad de líneas de plegado para realizar algunas pruebas ha surgido cuando los fabricantes diseñan parapentes cuya disposición del suspentaje impide que las plegadas requeridas por la prueba EN se realicen de la manera descrita en la norma, incluso contando con los experimentados pilotos de prueba. Estas disposiciones de suspentaje se han encontrado más comúnmente en parapentes de alto rendimiento, particularmente en los conocidos como «dos bandas».

Los parapentes de dos bandas existen desde hace años y la mayoría de los principales fabricantes de parapentes tienen modelos de dos bandas en su gama. Dichas velas tienen dos bandas por cada lado. A diferencia de una configuración tradicional, en la que la banda delantera está conectada sólo a los suspentes del borde de ataque, en estos parapentes la banda delantera recoge los suspentes de las antiguas A y B del intradós del ala. La banda trasera recoge el resto del suspentaje colocado a lo largo de la cuerda. Esta banda trasera suele incorporar unas asas como medio de control alternativo a los mandos tradicionales (frenos), los cuales están fijados en el borde de fuga.

Los parapentes de dos bandas están diseñados para volar usando de forma activa el acelerador, por lo que el uso correcto de estos mandos puede tener una ventaja competitiva a velocidades más altas. La mayoría de las velas de dos bandas sólo pueden plegarse intencionadamente según lo prescrito en la norma EN 926-2 mediante el uso de líneas de plegado adicionales. Cuando las líneas de plegado son imprescindibles para lograr la geometría de plegado requerida por la norma EN 926-2, el fabricante proporciona un conjunto adicional de líneas que se fijan a unos puntos extra en el ala cerca del borde de ataque. Los pilotos de prueba utilizan estos cordinos, además de manipular los suspentes estándar, para lograr la geometría de plegado requerida, según la norma EN 926-2.

Históricamente, los parapentes EN-D de dos líneas tienen alargamientos elevados, muchos cajones, refuerzos complejos en su envergadura, perfiles de borde de ataque de morro de tiburón extremo y varillas en la cuerda para mejorar la rigidez estructural y la resistencia a plegadas a alta velocidad. Están diseñados para ser sólidos en vuelo, pero tienen reacciones potencialmente violentas ante turbulencias y errores del piloto. La recuperación del vuelo normal requerirá la intervención precisa del piloto. Como de todos es sabido, los parapentes de la clase EN-D, ya sean de dos bandas o de más, están destinados a pilotos muy experimentados que pueden pilotar con precisión sus velas en aire turbulento y que dominan las diversas habilidades SIV.

Con la introducción de las velas de dos bandas en la clase EN-C, gran parte de la tecnología utilizada en los parapentes de dos bandas de la clase D se incorporará a estas nuevas velas de la clase C. En AVLE damos por seguro que va a haber mucho interés por parte de los pilotos que puedan estar planteándose pasar de su EN-B «alta» a una EN-C de dos bandas, o quizás de una EN-D tradicional a una EN-C más predecible.

Para los pilotos que deseen aprovechar el rendimiento de las dos bandas con mandos de control en las bandas traseras, es importante tener en cuenta que:

  • Hay que entrenar la nueva forma de pilotar manejando dichos mandos de las bandas traseras y los frenos normales del parapente. Esto se debe de practicar inicialmente en aire tranquilo, recordando que una acción vigorosa o profunda del mando de las bandas puede provocar una pérdida.
  • Dependiendo de la disposición del suspentaje, las “orejas” pueden tener que ser iniciadas con los suspentes exteriores de la banda trasera en lugar de la delantera, así que es imprescindible consultar la guía del usuario del fabricante antes de intentar esta maniobra.
  • La configuración de dos bandas impide la técnica de descenso rápido usando las bandas B.
  • Hay que tener en cuenta que los mandos fijados a las bandas traseras pueden suponer un peligro adicional de enredos del suspentaje.

Plegadas y entrenamiento

Si quieres provocar plegadas según norma en un parapente probado con líneas de plegado, tendrás que instalar las líneas de plegado suministradas por el fabricante de tu parapente, de acuerdo con sus instrucciones. Esta complicación puede tentarte a dejar de practicar las plegadas. Sin embargo, dado que todos los parapentes pueden plegar, el entrenamiento es importante, y las plegadas deben seguir siendo practicadas – por ejemplo, durante un curso SIV -.

Creemos que vale la pena recordar a los pilotos (en particular a los que están considerando «subir» desde una clase inferior) que un parapente EN-C tendrá reacciones potencialmente dinámicas a la turbulencia y a los errores del piloto. Un piloto que elija un parapente EN-C debería tener varios cientos de horas/vuelos registrados, muchos de ellos en condiciones térmicas. Deberá ser experto en volar activamente, ser capaz de reconocer y anticipar la aparición de una plegada asimétrica, etc., y pilotar accionando los mandos apropiados y en el momento preciso para recuperar el vuelo normal.

RECUERDA: La clase EN de un parapente es sólo uno de los datos esenciales con los que debes contar para determinar qué nivel de parapente puede ser adecuado para ti. Lee atentamente la información del fabricante sobre el nivel de experiencia de pilotaje requerido para volar ese parapente (debería estar indicado en el manual de usuario, que suele estar disponible en la red). También se recomienda pedir consejo a un instructor o entrenador que conozca tu nivel de vuelo.

Sé honesto contigo mismo…

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Información básica sobre Protección de Datos

Responsable: AVLE +info
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog. +info
Legitimación: Consentimiento del interesado +info
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna. +info
Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. +info
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales +info 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *